“Cincuenta Sombras Liberadas”, sombras de miedo

By February 9, 2018 Críticas No Comments

Es muy común que películas utilicen una novela de éxito para intentar aprovechar el tirón que esto pudiera generar. Digo, el ejemplo más grande es la Biblia, pero en cuanto a términos puramente comerciales nos podemos ir con cualquiera de las grandes novelas para darnos cuenta que casi todas tienen su adaptación cinematográfica. Pero algo curioso sucede en el mundo literario, donde aparecen de pronto novelas comerciales, aquellas que no son tan rebuscadas en la palabra, que hablen de temas que son tendencia y con un perfil de mercado más joven. “Harry Potter” es un ejemplo, “Game of Thrones” es otro, pero la saga “Crepúsculo” se lleva las palmas (por el fenómeno, no por su calidad). Explorar el romanticismo ha encontrado en ese tipo de literatura un nicho importante y “Cincuenta Sombras de Grey” resultó ser un éxito de ventas. Lástima de las películas, pues todas son un desastre. Y eso incluye a la última que se acaba de estrenar, pues “Cincuenta Sombras Liberadas” (Fifty Shades Freed) es una película con una trama ridícula… igual que las anteriores entregas.

La película va, si es que va de algo, de que Anastasia y Grey se casan porque se quieren y cuando coshean pues está muy bien. Se van de luna de miel, pero las sombras de Grey no deja de aparecer, por lo que tienen que deshacerse del problema que los amenaza. Evidentemente, es una premisa disminuida que toma algunos puntos para avanzar, pero que no tiene caso seguirlos dada la simpleza y ambigüedad de las situaciones. Como si las cosas que les pasan fueran tan importantes. El guión, por su puesto, no tiene mucho margen de maniobra, pues la novela también es una mugre. Pero si ya saben que tienen que partir de algo que no tiene pies ni cabeza, lo mínimo para enderezar las cosas es adaptar la trama, modificarla o hasta cambiarla, para que mínimo tenga algo más de sustancia. ¿En serio es tan importante seguir la trama de la novela al 100 por ciento? ¿En serio los fans o las fans son tan gatas floras que se han adueñado de lo que no es suyo? Mmmm…

Entonces, el guión es terriblemente malo y la dirección tampoco trata de hacer algo propositivo. Todo es piloto automático, todo es tan evidente que no hay sorpresas, no hay nada fresco, todo es rancio. Si de por sí la primera de la trilogía apenas tenía ciertos momentos medio dignos, acá no hay nada interesante. Todo es aburrido: la historia, la música, la edición tan extraña, y a eso le agregamos que nunca prenden. ¡Se supone que juegan con el erotismo! y ni eso… Todo está chafa, las actuaciones, la foto. Todo es asqueroso, sin un interés por hacer que funcione. Seguramente dijeron, “vamos a sacarla como sea, al fin que hay van todos a ver carne”…

Así que sin más, porque la verdad es que no tiene caso sinceramente, “Cincuenta Sombras Liberadas” es una pérdida de tiempo. No vale la pena en ningún sentido. Desde lejitos uno se puede dar cuenta de lo chafa que resulta, pues todos los aspectos técnicos están muy desatinados. Vamos, está mal hecha. Pero lo peor es la trama y el guión, obviamente. El guión no puede levantar una trama caída y el resultado es una ridícula representación. Desafortunadamente, mucha gente va a ir porque son fans de los libros o porque todavía tiene la esperanza de prenderse en el cine, qué se yo; pero está más que claro que esta película es un desperdicio de tiempo y dinero, que no vale la pena seguir hablando de ella y recordarla. Al bote del olvido.

Leave a Reply

Your email address will not be published.