“Homeland, season 6”, aventura en punto bajo

By April 13, 2017 Críticas No Comments

Es raro que todo salga perfecto cuando se alarga un éxito. En anteriores post lo he mencionado, el hecho de por seguir teniendo audiencia se alargan historias que no fueron concebidas desde un principio. Si se quiere seguir teniendo calidad al alargar las series es necesario una refrescada en el contenido y seguir siendo creativos, de otra manera el desgaste se hace evidente. Esta serie de Showtime empezó muy fuerte, haciendo lo que desde un principio querían. Pero era algo que en pocos capítulos se cumplía. El alargamiento de su premisa casi la hundía en su tercera temporada. Se renovó en la cuarta. Y ya para la sexta volvemos a sentir un desgaste, pues sigue teniendo la misma fórmula que sus dos entregas anteriores, una fórmula no tan original heredada de otras similares como “24”. Así que la sexta temporada de “Homeland” sigue siendo entretenida, pero ya no relevante pues la fórmula se repite y se repite.

Después de sus locas aventuras en Berlín, Carrie trabaja en Nueva York en su propio despacho de abogados alejada aparentemente de todos los asuntos internacionales que el gobierno tiene, especialmente en Irán, Iraq y todos los lugares de por allá. Obviamente hay una nueva amenaza internacional que incluye complots de armas nucleares y ataques en Estados Unidos que Carrie tiene que solucionar. En esta temporada se toman el tiempo para posicionar el conflicto de la temporada. De hecho, se enfocan más en los personajes y sus conflictos internos, dejando más en segundo plano los siniestros planes terroristas. Para el tercer capítulo ya te sabes cómo son en esta temporada los personajes, cómo reaccionan. A partir de ahí ya empieza lo bueno, pero sin mucha decisión. Siguen habiendo esas secuencias que son “importantes y de mucha tensión”, pero que en la ejecución no son del todo correctas. Pero bueno, funcionan para que la trama avance.

A fin de cuentas, los guiones se mantienen en ese ritmo lento, en silencio, esperando a que el conflicto en los posteriores capítulos estalle por todo lo alto. Si uno gusta de estos temas puede salir contento. Es decir, todo lo plantea de una forma muy picada, para que no pierdas nada, ningún detalle. Hasta lo repiten y lo repiten para que quede claro, y por eso te mantiene la atención. Si te interesa ahí estás. Pero si eres alguien de más acción y menos reflexión, esta temporada está por debajo de las expectativas. Por supuesto, esta serie nunca se ha considerado como de acción en ningún momento, pero sus conflictos sí estaban hechos de momentos impactantes y un tanto espectaculares en el drama. Acá el listón está un poco bajo.

Sigue habiendo buenas actuaciones, buena edición, buena realización… toda la parte técnica sigue estando en un buen nivel. Es algo lógico, pues ya tienen un estilo técnico y en automático lo hacen. Pero como no hay una buena lavada de cara, el trabajo técnico se diluye en unos guiones que desaprovechan su potencial. La sexta temporada de “Homeland” mantiene el buen nivel de la serie. Ya quisieran muchos parecerse a esta, pero se nota que no ha habido un avance en el contenido que la vuelva relevante. O una de dos, o se vuelven a juntar para volver a reformular sus argumentos o la acaban por todo lo sano. De cualquier forma, “Homeland” seguirá siendo una buena serie.

Leave a Reply

Your email address will not be published.